Universidad Católica Luis Amigó

Cooperación Institucional y Relaciones Internacionales

Jorge Alvarez Castrillón.

Publicado por Webmaster el 7/2/2018 (687 lecturas)

Una experiencia de crecimiento académico y personal

Por Jorge Alvarez Castrillón.

Hay oportunidades en la vida que no se deben desaprovechar, aunque esas oportunidades aparezcan de la noche a la mañana. Cuando recibí un correo por parte de Nelson Caicedo donde me comentaba de la posibilidad de realizar un intercambio académico a Valencia España, no lo pensé dos veces. De inmediato me puse a la tarea de averiguar y consultar con mi familia si me apoyaban en esa aventura: de inmediato aceptaron y en ese momento inició oficialmente el proceso de intercambio.

Jorge_Alvarez.jpg

Como en toda gran experiencia se presentan inconvenientes y esta vez no fue la excepción: demoras en la respuesta por parte de la universidad de destino y en la aceptación del visado, fueron algunas de las pequeñas piedras en el camino pero que no impidieron que se perdiera la motivación. Finalmente el día 8 de septiembre de 2017 fue el día en que viajé a Madrid España donde me esperaba ansiosamente mi familia y el día 10 de septiembre llegué a la que sería mi nueva casa por un periodo de 5 meses. La comunidad de Religiosos Terciarios Capuchinos de la Colonia San Vicente Ferrer me recibieron con los brazos abiertos y permitieron que la experiencia de intercambio fuese muy enriquecedora.

Tan solo con cruzar la calle enfrente de la residencia ya estaba en la estación Godella del Metro, la cual me llevaba hasta el campus Dels Tarongers de la Universitat D’ Valencia, donde estudiaría por ese periodo.

Jorge_Alvarez_02.jpg

Valencia España es una ciudad acogedora, de buen ambiente, con rica gastronomía y bonitas playas. Además del buen clima en comparación con el resto de Europa, contagia de alegría a los miles de turistas que cada año la visitan. Uno de sus atractivos mas importantes es La Ciutat De Les Arts i Les Ciencies, lugar donde pude estar todos los días sin dejar de maravillarme por su belleza arquitectónica.

Jorge_Alvarez_03.jpg

Al principio son muchas las dudas que te abordan y pueden llegar a limitarte para emprender un viaje a otro país y a otra cultura tan distinta a la nuestra. No sabes cómo es la gente, la comida, el sistema de gobierno, el transporte…muchas cosas que no sabes si funcionan bien o mal en ese destino. Una vez llegué a Valencia me di cuenta de lo bien que funcionaba todo en la ciudad y del gran nivel de desarrollo que existe a nivel de toda Europa. Eso fue de las cosas que más valoré por estos 5 meses y que hicieron de dicha estancia algo muy agradable y seguro.  La experiencia de intercambio fue una posibilidad para aprender lecciones de vida mucho mas importantes que lo que pude haber aprendido en las aulas. Me permitió darme cuenta del buen nivel académico que tenemos aquí en la Universidad Católica Luis Amigó, de las situaciones que como país y como sociedad tenemos que mejorar y valorar y de lo bonito y enriquecedor que es para uno como estudiante el hecho de realizar una experiencia como estas, por el gran conocimiento y valores adquiridos por el resto de la vida profesional y personal.