Ir a www.funlam.edu.co
Ir al Portal FUNLAM

Términos de uso


Ediciones: 2 | 3 | 4 |5 | 6 | 8

¿ PARA DÓNDE SE VA EL PALACIO DEL COLESTEROL?

Por: Yamiled Trujillo Trujillo


Después de cuarenta y dos años de levantarse a la 1: 30 a.m. para cocinar yucas, arreglar asadura, sudar oreja de cerdo, lavar la chunchurria y estar lista con el aceite caliente y las sillas armadas a las 8:00 a.m. en su lugar de trabajo, ubicado en la Unidad Deportiva Atanasio Girardot, doña María Ema Bedoya enfrenta al temor de no saber qué pasará con su puesto.

Y es que por estos días está en discusión, por parte de la Secretaría de Gobierno, la Defensoría del Espacio Público y el Instituto de Deporte y Recreación (Inder) de Medellín, la reubicación de los venteros ambulantes que trabajan alrededor de la Unidad Deportiva.
Es un plan de reubicación que se encuentra dentro del proyecto “Reordenamiento del espacio público en la Unidad Deportiva Atanasio Girardot”, perteneciente al programa de desarrollo de la actual Administración Municipal.

El proyecto consta de dos etapas y la inversión es de aproximadamente 8.000 millones de pesos. “La primera etapa empezó en enero de este año, con un presupuesto aprobado de $3.700 millones, donde se espera que aparte de la remodelación de pisos, construcción de parques y de canchas, queden reubicados 172 venteros en unos cubículos abiertos de 2 por 2.50 metros, espacio destinado por la entidad encargada de liderar el proyecto”, afirmó Juan Guillermo Restrepo, funcionario del Inder.
Doña María Ema vive en el barrio Trinidad, tiene 65 años de edad, y dice necesitar su trabajo porque está enferma y no tiene quien le ayude económicamente, pues de los cuatro hijos que levantó sola con la venta de sus fritos, tres están desempleados y tienen sus propias responsabilidades.
María Ema sufre de osteoporosis y de la presión sanguínea. Dice que “las pastillas de calcio para la osteoporosis y las de la presión son muy caras y no he podido comprarlas por las ventas tan malas. Es que trabajando uno o dos días a la semana no da para pagar ningún seguro, y con este trabajito nos sostenemos mi hija y mi nieta”.

Ella hace parte de los 474 venteros que se encuentran agrupados en las cooperativas de trabajo asociado Coopeven y Cooventeros, que funcionan en el primer piso del Estadio. Son organizaciones que nacieron hace 10 años, cumplen con los requisitos establecidos por la ley, fian a sus usuarios cerveza y bebidas refrescantes, prestan el servicio de bodega e imparten capacitaciones respecto de los productos que venden. Cada socio aporta $2.000 semanales como un ahorro que se les devuelve cuando se retiran.

“Yo soy una de las vendedoras más antiguas, me han tocado tiempos muy difíciles, pero definitivamente esto, ahora, está muy duro, porque desde cuando empezaron las obras estamos pasando muchas necesidades: tenemos el arriendo y los servicios atrasados y hay gente pasándola mal. Aquí trabajan muchas personas invalidas que no les dan trabajo en ninguna parte, mire este muchacho que me ayuda, es cojito y con el problema en el brazo ¡pero guapo!” afirma doña María Ema.
Los problemas que ella comparte con otros mil venteros se agravan cuando se considera el hecho que para su reubicación hay tres censos diferentes en Espacio Público y en la Secretaría de Gobierno. Esto obligó al Inder, la Secretaría de Gobierno y Espacio Público a concertar el número de venteros a reubicar.

La Administración Municipal habla de ubicar 172 venteros, pero Espacio Público no está de acuerdo con esta cifra tan baja. “Estamos proponiendo organizar 400, pues creemos que la Unidad Deportiva puede con más gente bien distribuida, y no todos, en un mismo sector, como pretende el Inder.
La oportunidad será únicamente para quienes estén censados así sean independientes.
Los que no, tendrán que buscar otras alternativas como bazares u otras sitios que tenemos en Espacio Público, claro está que todo dependerá de lo que digan el Alcalde, el Secretario de Gobierno y el Inder”, dijo Carlos Alberto Molina Gómez, subsecretario de la Defensoría del Espacio Público.

Oriunda de La Ceja (Antioquia), doña María Ema llegó a Medellín hace 43 años, con sus cuatro hijos pequeños. Empezó vendiendo empanadas en Guayaquil y al año se trasladó al estadio, agregándole a su negocio la venta de gaseosa, cerveza y demás frituras.
“Mi esposo me dejó muy joven y estaba en dieta de mi cuarto hijo. Es que estos hombres, no es de ahora que son irresponsables, eso ha sido de toda la vida; a mí, porque mi hermano me vió un día carretera arriba con un costal al hombro lleno de ropa de los seminaristas, entonces me grito: ¡quiubo Ema, usted ya parece una loca por ahí!, entonces me propuso que nos viniéramos para Medellín a vivir en una piecita y fue así, como levanté los muchachos. Ahora me da mucho pesar de mi hermano, él tiene su puesto allí arriba y no está en ninguna de las cooperativas”, agrega doña Ema.

Por su parte, los trabajadores que no están en las cooperativas, se unieron ante el rumor de que la reubicación cobijaría preferencialmente a los solidarios, alegando que ellos tienen los mismos derechos. Aunque Marcela Guarín, secretaria Administrativa de Cooventeros, y Mercedes Chavarria, Administradora de Coopeven, aseguran que han enviado varios comunicados a los diferentes entes que intervienen en el proyecto, no obtuvieron ninguna respuesta.
En los últimos días, haciendo uso del Artículo 23 de la Constitución Nacional, solicitaron al Gerente del Inder, Luis Eduardo Cuervo, les informe en qué condiciones van a quedar y cuál sería su sitio de reubicación.

Los días pasan y a doña María Ema Bedoya al igual que a los demás venteros sólo les queda esperar que no los desalojen y que la suerte los acompañe en el momento de seleccionar los reubicados.
Lo que queda claro es que existe hermetismo en la Administración Municipal y el Inder en el tema. También es evidente que han existido discrepancias entre Espacio Publico y la Secretaría de Gobierno y, finalmente, todos se excusan en que la decisión final la tendrá el Alcalde.


INICIO DE INTERÉS ACTUALIDAD REPORTAJE ANÁLISIS SALÓN DE LOS ESPEJOS CRÓNICA DEBATE INFORME ESPECIAL ENTREVISTA DEPORTES REALIZACIÓN